READING

La Dieta Macrobiótica

La Dieta Macrobiótica

La dieta macrobiótica

La dieta macrobiótica nació en el Japón gracias a George Oshawa y se basa en la búsqueda del equilibrio físico y emocional a través de la nutrición.

La base del pensamiento macrobiótico es que todas las cosas, nuestro cuerpo, alimentos y lo que nos rodea están compuestos por el YIN y YANG.

Son como dos polos opuestos y a la vez complementarios. Por ejemplo, los mismos polos yin y yin o yang y yang se repelen y los polos opuestos yin y yang se atraen.

En la dieta macrobiótica lo ideal es el equilibrio entre estas fuerzas.

¿En qué consiste la dieta macrobiótica?

La dieta macrobiótica divide los alimentos en:

Alimentos Yang: si su “energía” es caliente, tonificante y contractiva como los cereales, legumbres, pescado, carne, la sal, verduras de raíz, el alcohol, etc.

Alimentos Yin: cuando su energía es fría, dispersante y debilitante como el azúcar, la miel, los lácteos (leche, quesos y yogures) las frutas (sobre todo las tropicales como Plátano, Mango, Kiwi, Papaya, Piña…), verduras como las patatas (papas), berenjena, tomate y remolacha.

Las practicas macrobióticas permite que nuestro organismo tenga la capacidad de recuperarse por el mismo.

Si el cuerpo no está lleno de toxinas y excesos puede funcionar mucho mejor y por ello tiene capacidad de luchar contra las enfermedades naturalmente.

El Souping Macrobiótico

El souping, una nueva tendencia dietética nacida en California, es mucho más completa y saludable que el juicing o el smoothing porque integra todos los grupos de nutrientes, es 100% vegetal, sin lácteos ni gluten.
A diferencia de los zumos detox (de fruta y verdura), incorpora cereales, legumbres, algas, semillas y superalimentos proporcionando una comida completa y saciante  que al ser 100% cocinada, se digiere mejor y no provoca picos de azúcar.
Las sopas macrobióticas son el nuevo paradigma de la famosa frase de Hipócrates: “Que el alimento sea tu medicina y que tu medicina sea tu alimento”

Los beneficios:

                    1. Limpias el organismo y eliminas toxinas.
                    2. Favoreces la pérdida de peso.
                    3. Regulas el tránsito intestinal.
                    4. Eliminas el exceso de líquidos por su efecto drenante.
                    5. Relajas el sistema nervioso.
                    6. Revitalizas el aspecto de tu piel.
                    7. Tiene efecto antioxidante, desintoxicante y antiedad.

Un buen ejemplo de souping macrobiótico son las dietas depurativas de Planet Diet. Son programas nutricionales basados en la cocina macrobiótica enfocados a eliminar toxinas, vitaminas y mineralizar el cuerpo, controlando a la vez tu peso.

Se trata de una dieta alcalinizante que ayuda a mantener los niveles apropiados del pH en sangre, sinónimo de salud.

La dieta esta compuesta por 5 preparados culinarios 100% cocinados y texturizados para tomar a lo largo del día. Proporciona un “descanso” a los sistemas digestivo y deportivo, mejorando su funcionamiento y ayudando a contrarrestar muchos de los excesos alimentarios.

La dieta macrobiótica


RELATED POST

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

INSTAGRAM
UN POCO MÁS SOBRE NOSOTRAS